Opinión. Por la mejora de las condiciones de vida de los canarios venezolanos

Socorro Beato.-

La pasada semana tuve oportunidad de trasladar al Pleno del Parlamento dos iniciativas de interés para la comunidad canario venezolana. Abordamos la grave situación que sufren pensionistas y jubilados venezolanos en el exterior por el impago de sus pensiones, y debatimos la preocupación de canarios residentes en Venezuela por la elevada tasa para acceder al pasaporte español.

Según datos del Consulado de España en Caracas, a finales de 2016, fueron modificadas diversas tasas consulares, por aplicación del Convenio Cambiario nº 35 y del tipo de cambio DICOM (Operaciones de divisas con un tipo de cambio complementario flotante de mercado).

En su virtud, por la expedición del pasaporte español para residentes en Venezuela, la tasa asciende a 18.738,83 BF a los que se añaden 2.100 BF por la fotografía.

La incidencia del tipo de cambio y la progresiva devaluación del bolívar ha incrementado la tarifa hasta cifras inasumibles para un ciudadano medio. Comparado con el sueldo mínimo, o la pensión del seguro social, nos refieren que esos casi 19 mil bolívares representan cerca del 50% del salario mínimo y resulta más desproporcionado para la tercera edad o para una familia numerosa.

El pasaporte es un documento público necesario que acredita la identidad y la nacionalidad fuera de España. Además, sin pasaporte español vigente tampoco pueden renovar la cédula de identidad en ese país.

El documento tiene asimismo una implicación social ya que es requisito para acceder a la pensión no contributiva, al seguro social de Venezuela, a ayudas específicas de emergencia social; así como beneficiarse de las prestaciones sanitarias y asistenciales del convenio sanitario que el Gobierno de Canarias tiene suscrito con la Fundación España Salud. Este convenio permite a los mayores de 65 años en situación de necesidad acogerse a la atención socio-sanitaria gratuita y medicamentos.

Dada esta situación, solicitamos al Gobierno de España la adopción de medidas destinadas a paliar los efectos que para la economía de los españoles residentes en Venezuela supone que la expedición del pasaporte esté sujeta al tipo de cambio. Desde el Grupo Nacionalista Canario agradecemos el apoyo unánime de la Cámara a nuestra iniciativa.

No pedimos nada extraordinario. En España la tasa por expedición de pasaporte es de 26,02€, estando exentos del pago quienes acrediten la condición de miembro de familia numerosa. Existen pues ejemplos de exención de tasas. En algunos países, entre ellos Venezuela, el pasaporte es gratis para la tercera edad y para los menores de edad.

En esa misma sesión plenaria lamentamos, también, otra situación injusta y dramática. Desde finales de 2015 el Gobierno de Venezuela interrumpió el pago de pensiones a los beneficiarios en el exterior. El problema afecta a pensionistas venezolanos residentes en España y a pensionistas emigrantes retornados españoles, gran parte de los cuales son canarios-venezolanos que regresan a su tierra después de cotizar en Venezuela. En su mayoría personas de avanzada edad para quienes su pensión era la única fuente de ingresos y no pueden afrontar el pago de la vivienda o costearse las medicinas.

Después de 17 meses sin recibir sus pensiones, los ahorros se han agotado y añaden la incertidumbre de no saber cuándo cobrarán. Tienen dificultades para acceder a ayudas en España, porque sobre el papel tienen ingresos pero la realidad es que no los perciben. Por eso pedimos al Gobierno de Canarias que estudie como solventar este inconveniente que les facilite el acceso a las ayudas; aunque carece de competencias sobre pensiones de un Estado extranjero nuestro Estatuto reconoce la especial consideración a los descendientes de canarios emigrados que regresen al Archipiélago.

Estamos seguros de que habrá vías para interceder ante el Gobierno de España para que se implique de manera efectiva, reforzando el diálogo diplomático, y hacer cumplir a Venezuela el convenio de Seguridad Social vigente entre ambos países desde el año 1990 y puedan recuperar el cobro de las pensiones.

 “Se equivoca quien sostiene que son siete nuestras islas y se olvida de que hay otra, la que forman los canarios que siguieron la llamada de la América remota”

                                                                                                            “Venezuela”, Braulio

 

Noticias relacionadas

Grupo Nacionalista Canario