Mario Cabrera

Mario Cabrera defiende nuevas medidas para luchar contra la precariedad laboral en el sector turístico

El Parlamento de Canarias aprobó hoy por unanimidad una Proposición No de Ley (PNL) defendida por el diputado del Grupo Nacionalista Canario, Mario Cabrera, para la adopción de mejoras en las condiciones laborales de los trabajadores y trabajadoras del sector turístico. La iniciativa plantea la creación de un grupo de trabajo en el que participen Gobierno, administraciones locales, sector empresarial y representantes sindicales y sociales relacionados con el empleo turístico, del que puedan surgir acciones concretas y urgentes.

Mario Cabrera valoró que acabamos de registrar el mejor año turístico en la historia de Canarias, con 13’6 millones de visitantes contabilizados, que han generado más de 12.500 millones de euros de ingresos. Y tenemos por delante previsiones de ocupación media por encima del 70% para todo el año; “y el supuesto auge del sector no está repercutiendo en la medida que debiera ni en la cantidad ni en la calidad del empleo”.

La PNL es fruto de los planteamientos realizados por los  representantes de los trabajadores y trabajadoras del sector turístico durante las reuniones mantenidas con los diputados de Coalición Canaria en Fuerteventura, Nereida Calero, Lola García y Mario Cabrera.

En la exposición, el diputado majorero puso ejemplos concretos como las cameras de piso, “un colectivo de unas 15.000 personas en Canarias, totalmente imprescindibles para el sector turístico, pero que sin embargo, y según denuncian los sindicatos, han visto cómo sus condiciones de trabajo y sus remuneraciones han ido  deteriorándose progresivamente”.

La carga de trabajo aumenta de manera casi constante, al mismo tiempo que se deterioran las condiciones contractuales, con la proliferación de subcontratas o empresas de trabajo temporal que  precarizan la situación de los trabajadores y trabajadoras, dividen las jornadas, contratan a tiempo parcial, etc. Cabrera hizo referencia  ejemplos concretos como “los casos  de recepciones que se cierran de noche y las atienden, si hay alguna demanda, empleados de seguridad; restaurantes y cocinas de hoteles que se cierran para unificarlos con los de otros hoteles de la misma zona, sin aumentar la plantilla, entre otros”.

Por otra parte, el diputado hizo referencia a una advertencia formulada por CCOO sobre que las inspecciones, que “se están centrando casi exclusivamente en los pequeños establecimientos del sector y dejan de lado a los grandes complejos”. Consideran que, cuando se va a hacer alguna inspección a un establecimiento alojativo, “con quien hay que ir a hablar es con las propias camareras de piso y tomar nota de los partes diarios de trabajo que tiene cada una de ellas, para así tener información más directa”, apuntó el diputado majorero.

No es una problemática exclusiva de Canarias y en torno a la situación de las camareras de piso, ha habido repercusión a nivel nacional, por la publicación de un artículo en prensa escrita, y ante el que también ha terciado la patronal empresarial señalando otro punto de vista muy distinto, “en el que se habla de estabilidad, de mejores condiciones laborales y de que no se puede generalizar las críticas porque la mayoría del sector trabaja en condiciones muy distintas”.

“No estamos aquí para juzgar a nadie, pero sí  para exponer y traer al Parlamento las situaciones que nos comentan nuestros vecinos que trabajan en el sector. Y una conclusión está clara: la dinámica de las sucesivas reformas laborales estatales ha  acabado dejando en manos de las grandes empresas, las posibilidades de hacer y deshacer prácticamente lo que se quiera en relación con las condiciones laborales de los trabajadores del sector turístico”, sentenció Mario Cabrera.

Noticias relacionadas

Grupo Nacionalista Canario