Mario Cabrera

Mario Cabrera reclama agilidad en la licitación de la ampliación del muelle de Corralejo

Mario Cabrera, diputado del Grupo Nacionalista Canario (CC-PNC) por Fuerteventura, reclamó al vicepresidente del Gobierno de Canarias y consejero de Obras Públicas y Transportes, Pablo Rodríguez, “máxima agilidad en el proceso de licitación de la obra del muelle de Corralejo para que, una vez que se ha definido la fórmula técnica y asegurado la financiación plurianual,  la ampliación sea una realidad cuanto antes”.

Mario Cabrera planteó una comparecencia ayer tarde en el Pleno del Parlamento de Canarias al consejero de Obras Públicas sobre los trámites y características del proyecto de ampliación del muelle de Corralejo. La obra cuenta ya con una previsión de 2 millones de euros para invertir en 2019, de un total de 15 en tres anualidades para la primera fase, que afecta a la línea de atraque y la explanada de servicios.

Insistió en la prioridad para agilizar esta obra, “créanme que desde Tenerife o Gran Canaria se ven las cosas muy distintas a como se pueden ver y sentir las necesidades de la gente de Fuerteventura. Nosotros somos los que vivimos allí. Somos los que un día sí y otro día también vemos y hablamos con vecinos y vecinas de Fuerteventura, pescadores, deportistas, comerciantes, vecinos… y los problemas que la actual saturación del muelle les genera y los impedimentos que provoca”.

El diputado hizo balance recordando que durante la pasada Legislatura ya se tramitó un proyecto de ampliación. Pero cuando ya existía consenso entre administraciones sobre el modelo de diseño del muelle y se había culminado el proceso de redacción del proyecto de la infraestructura y hasta su tramitación ambiental, la licitación quedó desierta porque no hubo empresa interesadas en concurrir bajo la fórmula de concesión administrativa de los servicios, a cambio de afrontar el coste de la obra con financiación privada.

Con el anterior equipo de Puertos Canarios, en la etapa en la que el PSOE gestionó la Consejería, se valoró al principio replantear el proyecto y se llegaron a encargar varios esbozos técnicos. Pero finalmente en 2016 ya se decidió mantener el diseño, aunque dividiéndolo en dos fases, de manera que se pudiera afrontar la obra con recursos propios de la Comunidad Autónoma.

Por su parte, el consejero Pablo Rodríguez adelantó que antes de finalizar el año la aprobación del gasto plurianual de la primera fase (15 millones de euros) se llevará a Consejo de Gobierno. Una vez tenga el visto bueno, comenzará la tramitación del proceso de licitación, para el que ya se han preparado todos los pliegos y la documentación administrativa, y se adjudicará en los plazos que indica la ley de contratos del sector público.

Se comprometió a hacer un seguimiento de todas las gestiones para buscar la máxima agilidad. Confirmó el vicepresidente del Gobierno que al afrontarse la obra con recursos propios de la Comunidad Autónoma no va a depender de convenios ni de acuerdos con otras administraciones.

Noticias relacionadas

Grupo Nacionalista Canario